Los productores


"Guadalupe: el Milagro y el Mensaje" está basada en el Best Seller del New York Times, "Madre de la Civilización del Amor" de Carl Anderson y Mons. Eduardo Chávez. El libro sigue la historia de Nuestra Señora de Guadalupe desde el siglo XVI hasta el presente y detalla de qué manera su mensaje continúa siendo un importante catalizador para la transformación religiosa y cultural.

 

 

Carl A. Anderson es el Director Ejecutivo y Presidente del Consejo de Administración de los Caballeros de Colón, la organización de laicos católicos más grande del mundo, que cuenta con más de 1.9 millones de miembros.

Antes de convertirse en Caballero Supremo y Vicepresidente del Instituto Juan Pablo II, Anderson trabajó en varios puestos de la Oficina Ejecutiva del Presidente de los Estados Unidos y como miembro de la Comisión de los Derechos Civiles de los Estados Unidos durante casi una década. Anderson cuenta con títulos de filosofía de la Universidad de Seattle y de derecho de la Universidad de Denver. Es miembro del Colegio de Abogados del Distrito de Columbia y puede ejercer ante la Suprema Corte de los Estados Unidos.

El Papa Benedicto XVI lo designó miembro del Consejo Pontificio para la Familia (2007) y consultor para el Consejo Pontificio para las Comunicaciones Sociales (2006). También es consultor del Consejo Pontificio para la Justicia y la Paz (2003) y miembro del Consejo Pontificio para los Laicos (2002) y la Academia Pontificia para la Vida (1998).

Los Caballeros de Colón llevaron a cabo el Primer Congreso Mariano Internacional sobre Nuestra Señora de Guadalupe, en agosto de 2009 en Phoenix, que convocó a un público de 20 mil personas.

Posteriormente, en agosto de 2012, los Caballeros, junto con la Arquidiócesis de los Ángeles y el Instituto Superior de Estudios Guadalupanos, organizaron la Celebración de Guadalupe en el Coliseo de Los Ángeles, donde convocaron a 50 mil personas en el evento sobre Guadalupe más grande de la Arquidiócesis en más de una generación. En su discurso ante el público en el Coliseo, Anderson dijo:

“Nuestra Señora de Guadalupe es la Emperatriz de las Américas. Nos llama a la unidad en el mensaje del Evangelio de su hijo... Debemos ver el mensaje de Nuestra Señora de Guadalupe no como algo distante, [sino] como una realidad presente en nuestras vidas; una realidad que puede transformar nuestras vidas”.

 

 

 

Mons. Eduardo Chávez Sánchez tiene un doctorado en Historia de la Iglesia y fue postulador de la causa para la canonización de San Juan Diego.

Es cofundador y rector del Instituto Superior de Estudios Guadalupanos y es Canónigo de la Basílica de Guadalupe.

Mons. Chávez nació en el Distrito Federal, México, el 31 de diciembre de 1956. Ingresó al Seminario Conciliar de México, donde estudió filosofía y teología en el Instituto Superior de Estudios Eclesiásticos. Fue ordenado el 15 de agosto de 1981, en la Catedral Metropolitana de la Arquidiócesis de México. Tiene un diploma de filosofía de la Universidad del Valle de Atemajac en Guadalajara, un doctorado en Historia de la Iglesia de la Pontificia Universidad Gregoriana, con la tesis: La Iglesia en México hacia el Concilio Plenario Latinoamericano (1896–1899).

El 17 de mayo de 2001, el Cardenal Norberto Rivera Carrera, Arzobispo de México, lo designó postulante para la causa de Juan Diego. San Juan Diego fue canonizado el 31 de julio de 2002. Mons. Chávez también fue secretario general para la visita del Papa Juan Pablo II en México.

Mediante su trabajo como postulador y más allá de éste, Mons. Chávez hizo numerosas contribuciones al estudio del evento Guadalupano; se dirigió a las principales instituciones académicas internacionales y publicó más de 28 libros y artículos.

Mons. Chávez fue designado Canónigo de la Basílica Nacional de Nuestra Señora de Guadalupe en 2005. Fue designado el primer rector de la Universidad Católica Lumen Gentium de la Arquidiócesis de México, donde trabaja desde 2002, y en 2003 se convirtió en miembro fundador y rector del Instituto Supremo de Estudios Guadalupanos.